San Juan-Gobierno Provincial

Firman convenios para fortalecer el servicio de la tradicional Biblioteca Popular Franklin como el orgullo de San Juan

En la Biblioteca Popular Franklin, el Gobierno de San Juan y la Secretaría de Estado de Ciencia, Tecnología e Innovación firmaron un convenio de cooperación para buscar otros caminos que permita incentivar la lectura.

Para ello, se entregó un subsidio reembolsable por 150 mil pesos para la compra de materiales de lectura y la investigación de aquellas estudiantes que concurren a diario a dicha biblioteca. Además el Ministerio de Infraestructura se encargará de las obras de refacción necesarias en la biblioteca.

Se recuerda que la Biblioteca Franklin fue fundada un 17 de junio de 1866, y guarda en ellas, archivos muy valiosos sobre la historia y cultura de San Juan. De allí que el gobierno provincial crea necesario la importancia de resguardar ese patrimonio, atento a que ello lograría incrementar las horas de uso de las instalaciones.

Es así que el Director de Competitividad y vinculación Tecnológica del SECITI, Lic. Marcelo Fretes explicó la importancia del Convenio y el beneficio que significa para la Biblioteca Franklin, una institución tradicional de San Juan.

Luego, el Ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos del Gobierno de San Juan, Ing. Julio Ortiz es el responsable de las obras necesarias para el acondicionamiento y refacción de la biblioteca, en busca de una mejor atención y servicio para los miles de sanjuaninos que concurren a diario a la misma.

Además, la Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación otorga a la Biblioteca Popular Franklin un Aporte No Reembolsable por la suma de 150 mil pesos destinado a financiar la compra de 10 tablets, un TV LED 42 pulgadas, una pizarra digital interactiva de 89 pulgadas, una conexión de Wi Fi de 10 megas o superior, 2 juegos de living y 2 cámara de seguridad y monitor.

La Presidente del Consejo Directivo de la Biblioteca Popular Franklin, Rita Zaide manifestó que “agradezco al gobernador Dr. Sergio Uñac por toda la ayuda que brinda a esta institución para que continúe brindando un servicio esencial al comunidad como lo es la lectura y estudio de los textos con que cuenta. Este año la biblioteca cumplió 151 años de vida y la función de sala híbrida, la cual comparte lo impreso con lo digital en el servicio que presta a diario”.

A continuación, el gobernador Sergio Uñac señaló la satisfacción de acompañar a una institución que ayuda a diario a miles de sanjuaninos, sobre todo los estudiantes. La educación es uno de los pilares en este proyecto que lleva adelante el gobierno, por lo tanto acercar la ayuda necesaria para que la biblioteca mejore su atención, nos permite decir que estamos en un camino superlativo que cualquier sociedad debe transitar.

Finalmente se firmó el convenio que permite que la Biblioteca Popular Franklin pueda modernizar su servicio y promover la lectura a través de diferentes herramientas modernas.

Aportes de las Voces Paralelas

Proyecto Biblioteca Híbrida en San Juan

La Secretaría de Ciencia, Tecnología e Innovación otorga a la Biblioteca Popular Franklin   un Aporte No Reembolsable por la suma de 150 mil pesos destinado a financiar la compra de 10 (diez) tablets, un TV LED 42 pulgadas, una pizarra digital interactiva de 89 pulgadas, una conexión de wifi de 10 megas o superior, 2 (dos) juegos de living y 2 (dos) cámara de seguridad y monitor.

Fundamentos

Desde su fundación, en junio de 1866, la Biblioteca Franklin brinda un servicio ininterrumpido a la comunidad sanjuanina mediante el  préstamos de libros, revistas y publicaciones de diversas temáticas,  generando espacios y grupos de lectura, estudio e investigación,  resguardando además un valioso patrimonio cultural.

A mediados de la década de 1980 la institución comenzó a sumar gradualmente servicios a los tradicionales de conservación y préstamo de libros y periódicos, incorporando en un primer momento computadoras para la informatización de archivos y catálogos. Posteriormente  microfilmando y digitalizando valiosas colecciones de diarios del siglo XIX accesibles a través de lectores de microfilms y computadoras personales dispuestos para uso del público.

Posteriormente, a principio de los años 2000 las necesidades de los usuarios y las nuevas posibilidades que brindaron los nuevos recursos tecnológicos  impulsaron la idea de evolucionar desde la biblioteca tradicional hacia un centro cultural donde se realizan también actividades artísticas, presentaciones de libros, ciclos de conferencias y debates, visitas guiadas a escuelas del medio, talleres de ajedrez, teatro, tango, funciones de cine, danza, teatro, etc.

En la actualidad  los notables avances en las tecnologías de la comunicación y de la información permiten que la biblioteca  brinde  a sus  usuarios y socios   la posibilidad de acceder al conocimiento universal a través de una  gran variedad de soportes físicos en los que  la información se puede almacenar y desde plataformas virtuales en línea alrededor del mundo,  servicio que esperamos incorporar durante el año 2016, en el año del 150 aniversario de la Biblioteca, pretendiendo siempre ser una fuente de inspiración e incentivar  en la comunidad sanjuanina los valores de la innovación y el emprendedorismo.

Objetivo General

  • Generar un ámbito dentro del edificio de la biblioteca que permita el acceso al conocimiento universal utilizando los más modernos recursos tecnológicos promoviendo en la comunidad un espíritu  de  innovación y la motivación que lleva al emprendedorismo.

Objetivos Específicos

  • Crear dentro de la sala principal de lectura de la biblioteca un espacio dotado de con su  respectivo mobiliario en las que se almacenen libros y publicaciones digitales y permitan también el acceso en línea a colecciones almacenadas en plataformas virtuales alrededor del mundo.
  • Incorporar para el préstamo en sala 10 tablets y/o e-readers con libros digitales y acceso en línea a publicaciones y libros almacenados en plataformas digitales remotas.
  • Estimular la lectura de libros y publicaciones digitales con contenidos que no se encuentren en soporte papel.
  • Estimular la participación en talleres de lectura  con dispositivos digitales
  • Introducir a los usuarios en el conocimiento de los e-readers, lectores electrónicos de libros digitales.
  • Crear un taller de enseñanza de programación para niños entre 7 y 12 años.