San Juan-Opinión

El racismo una palabra que se debe erradicar de por vida en este Mundo

Compartir en tus redes

Por el Lic. Fernando A. Ocampo Bravo

En un mundo globalizado como ahora, no deben o debería haber gente por encima de otros, todos somos iguales en derechos, privilegios y deberes civiles.

En plena pandemia mundial se vigorizó nuevamente una palabra que teníamos en reserva y de nuevo salió a la palestra; “Racismo”, esto acaeció en Minneapolis, Estado de Minnesota en los Estados Unidos de Norteamérica, cuando el ciudadano estadounidense, George Floyd murió el 24 de Mayo de 2020, por un agente policial, se arrodilló sobre su cuello durante casi nueve minutos. Esto ha puesto el foco sobre el abuso de la fuerza por parte de la policía y el racismo nuevamente a nivel de todo el orbe, desencadenó cientos de manifestaciones en el mundo en reclamo por el racismo y el accionar brutal de la policía. Los carteles con la inscripción “Black Lives Matters” – La vida de los negros importa -, y la frase “I can’t breathe” – No puedo respirar -, la última que pronunció Floyd, se multiplicaron en el universo global de las redes sociales y en las mentes nuevamente de las personas del mundo entero.

Es interesante entender, lo que haya estado haciendo Floyd, legal o ilegal, no se debe atacar a ninguna persona en el mundo por ideología, sexo, religión, raza, etc.., un trato vejatorio de esta índole a nada y nadie. Estados Unidos, es el país de la libertad y garante en la toda repartición humana de esto valores? no podemos aseverarlo, es realmente en todos los confines del mundo, a mi entender.

Los aliados terminaron con la ideología nazi en la segunda guerra mundial, pero siempre una raza se cree superior a la otra, eso debe acabar, erradicar de por vida en esta planeta tierra, somos todos iguales y distintos a la vez, eso nos une y nos divide a veces, todos pertenecemos al mismo orden mundial, en esta pandemia nos dimos cuenta que somos todos iguales, nos hay superiores ni inferiores, debemos seguir la línea de la preservación humana y no de la denigración humana. Hemos tenido muchos casos de estos a lo largo de la historia mundial, queremos más de esto?

Todos y me refiero a todos, somos habitantes de este mundo, personas y animales, estaremos de por vida siempre juntos, nos guste o no. Hay que extirpar toda clase de “itos e itas”.

Recientemente, el Senado estadounidense votó por unanimidad la elección del general Charles Brown, Jr. como nuevo jefe de la Fuerza Aérea de EEUU, convirtiéndolo en el primer estadounidense afroamericano en la historia del país en formar parte de la cabeza del influyente Estado Mayor Conjunto estadounidense.

Brown emitió un mensaje de video en respuesta a la muerte de George Floyd la semana pasada en el que reflexionó sobre el estado de la justicia racial en Estados Unidos. “Esto es lo que estoy pensando, en cuán lleno estoy de emociones, no solo por George Floyd, sino por los muchos afroamericanos que han sufrido el mismo destino que Floyd”, dijo el militar en un video que se volvió viral. “Estoy pensando en protestas en mi país, en ti, en dulce tierra de libertad, en la igualdad expresada en nuestra Declaración de Independencia y en la Constitución de que he jurado apoyar y defender mi vida adulta. Estoy pensando en una historia de problemas raciales y mis propias experiencias que no siempre eran sobre libertad e igualdad”. El video ha sido retuiteado más de 27.000 veces.

Con declaraciones así, no podemos cambiar un poco la visión de las cosas, claramente que sí.

EE.UU tuvo un Presidente de la República con ascendería afroamericana, Barack Obama, podemos cambiar el chip de la gente, si efectivamente, es deber de cada uno educar con bases morales a su Nación.

En América Latina se pueden ver dos puntos del racismo:

  1. Por un lado se puede hablar de un racismo que se origina tras la migración forzada a América Latina de poblaciones africanas y en la esclavitud.
  2. La cual se basa en una ideología neocolonial elaborada en torno a la imagen del indígena.

En la Argentina han existido y existen conductas de discriminación relacionadas con las características étnicas o el origen nacional de las personas. A su vez, la discriminación de tipo racista suele estar íntimamente relacionada con conductas de discriminación por causas socioeconómicas y políticas.

La Argentina no quedó fuera de los repudios internacionales. También, referentes de las comunidades afro, los pueblos indígenas y los migrantes advierten que el racismo no solo es una cuestión de los Estados Unidos. Hay un racismo declarado en el país que está naturalizado y que justifica la violencia en forma cotidiana, señalan. La persecución policial a los senegaleses en la ciudad de Buenos Aires es una de sus expresiones más cercanas y visibles. El crimen del joven mapuche Rafael Nahuel es otro ejemplo extremo. El reciente episodio de brutalidad policial en el Chaco o la muerte de Luis Espinoza en Tucumán son otros ejemplos. Además de la indignación hacia afuera, esas comunidades y colectivos llaman a reflexionar “hacia adentro” y pensar cómo transformar el racismo que opera en la sociedad argentina.

El 07 de Noviembre de 2018, hubo en San Juan, una reunión con efectivos del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo – INADI – y Autoridades del Gobierno Provincial, en esa ocasión el Gobernador de San Juan, Dr. Sergio M. Uñac, quien ratificó el compromiso de su gestión para prevenir y combatir la discriminación.

Por ello, dijo que “no podemos pensar que por más que una provincia como San Juan sea pequeña, no puede haber actos de discriminación, de xenofobia. Lo que estamos haciendo es establecer objetivos en conjunto. La Provincia, el Ministerio de Gobierno y la Cámara de Diputados junto al INADI trabajamos para identificar cualquier tipo de situación que se relaciones con la discriminación y eliminar toda la violencia. Coincido con las palabras del interventor del INADI, los gobiernos en general deben reconocer situaciones y trabajar mucho en la prevención» – sintetizó el Gobernador Uñac.

Concluyendo entonces, ¿cómo dejamos de apelar a tanta violencia, discriminación e inhumanidad?

No haciendo algo discriminatorio, ni expresando más la palabra; “Racismo”, entre nuestros pueblos. Utópico o no depende de nosotros mismos poner esto en valor nuestros propios actos al prójimo o sea al más cercano a nosotros.